Formato de Reuniones

FORMATO NUEVO PARA REUNIONES DE SKYPE (2017).

BIENVENIDOS.

Mi nombre es _____ y soy un(a) codependiente en recuperación.

Los invito a que con la Oración de la Serenidad demos inicio a esta reunión de Coda:

“Dios, concédeme la serenidad para aceptar las cosas que no puedo cambiar, valor para cambiar aquellas que sí puedo, y sabiduría para reconocer la diferencia”.

Codependientes Anónimos es un grupo de hombres y mujeres cuyo propósito es desarrollar relaciones sanas. El único requisito para ser miembro es el deseo de forjar relaciones sanas y satisfactorias. Nos reunimos para darnos apoyo y compartir en un viaje de autodescubrimiento, que es el aprender a amarnos a nosotros mismos. Al incorporar los principios de este programa, nos volvemos cada día más honestos con nosotros mismos acerca de nuestras historias personales y nuestros comportamientos codependientes.

Recurrimos a los Doce Pasos y a las Doce Tradiciones como fuentes de conocimiento y sabiduría. Éstos constituyen los principios de nuestro programa y sirven de guía para forjar relaciones honestas y satisfactorias con nosotros mismos y con los demás. En CoDA, cada uno de nosotros aprende a construir un puente que nos conecta con el Poder Superior, según lo concebimos, y le concedemos a los demás el mismo privilegio.

Este proceso de renovación es como un regalo de sanación para nosotros. Al incorporar activamente el programa de Codependientes Anónimos en nuestras vidas, podemos alcanzar un nuevo nivel de dicha, aceptación y serenidad.

PRESENTACIONES

“Para que podamos conocernos mejor, vamos a presentarnos cada uno de nosotros, con nuestro primer nombre.” (El líder del grupo se presenta primero y luego lo hace el resto del grupo.)

(SÓLO SI HAY RECIÉN LLEGADOS)

Antes de comenzar, queremos dar la bienvenida a las personas que vienen por primera vez y resaltar el hecho de que se hayan dado esta oportunidad. Se les sugiere que asistan al menos a seis reuniones para tener el tiempo suficiente para identificarse con el programa, comenzar a absorber los conceptos de Coda, y aprender más acerca del programa explorando la literatura y haciendo algunas llamadas de contacto.

BIENVENIDA

Le damos la bienvenida a Codependientes Anónimos, un programa para la rehabilitación de la codependencia. Este programa nos permite compartir nuestras experiencias, fuerzas y esperanzas en un esfuerzo para que exista libertad y paz en nuestras relaciones con los demás y con nosotros mismos, y dejar atrás las ataduras y la confusión.

La mayoría de nosotros hemos estado buscando formas de superar nuestros dilemas, frutos de los conflictos en nuestras relaciones con otros y en nuestra niñez. Algunos nos criamos en un entorno familiar donde existían adicciones; para otros, en cambio, no fue así. Pero en cualquier caso, nos hemos dado cuenta de que en nuestras vidas la codependencia es una conducta compulsiva profundamente enraizada y que proviene de un sistema familiar con distintos grados de disfuncionalidad. Todos hemos experimentado el trauma doloroso del vacío de nuestra niñez y de las relaciones que hemos desarrollado a lo largo de nuestras vidas.

Hemos intentado utilizar a los demás, como ser nuestra pareja, nuestros amigos y hasta nuestros propios hijos, como nuestra única fuente de identidad, valor y bienestar, y también como una manera de compensar por las pérdidas emocionales de nuestra niñez. En algunos casos, nuestras historias personales también incluyen otras adicciones a las cuales hemos recurrido para tratar de lidiar con nuestra codependencia.

Todos hemos aprendido a sobrevivir en la vida, pero en CoDA estamos aprendiendo cómo vivir la vida. Mediante la aplicación en nuestras vidas diarias y en nuestras relaciones presentes y pasadas de los Doce Pasos y de los principios de vida que hallamos en CoDA, experimentamos una liberación de nuestros propios estilos autodestructivos de vida. Es un proceso de crecimiento individual: cada uno de nosotros va creciendo a su propio paso y continuaremos haciéndolo mientras nos mantengamos receptivos, día a día, a la voluntad de Dios o nuestro Poder Superior para nuestras vidas. El compartir nuestras experiencias es nuestra manera de identificarnos y nos ayuda a liberarnos de las ataduras emocionales de nuestro pasado y del control compulsivo de nuestro presente.

Independientemente de cuán traumático haya sido su pasado o cuán desesperanzado le parezca su presente, el programa de Codependientes Anónimos ofrece la esperanza de un nuevo día. Ya no deberá depender de los demás como fuentes de ese poder superior. Esperamos que aquí encuentre una nueva fuerza interior para convertirse en la persona que Dios tuvo en mente: un ser IMPORTANTE Y LIBRE.

Los Doce Pasos de Codependientes Anónimos* ©

  1. Admitimos que éramos impotentes ante otros y que nuestra vida se había vuelto ingobernable.
  2. Llegamos al convencimiento de que un Poder Superior podría restaurar nuestro sano juicio.
  3. Decidimos poner nuestra voluntad y nuestra vida al cuidado de Dios, como cada uno entendemos a Dios.
  4. Sin miedo, hicimos un minucioso inventario moral de nosotros mismos.
  5. Admitimos ante Dios, ante nosotros mismos y ante otro ser humano la naturaleza exacta de todos nuestros errores.
  6. Estuvimos enteramente dispuestos a dejar que Dios nos liberase de todos nuestros defectos de carácter.
  7. Humildemente le pedimos a Dios que nos libere de nuestros defectos.
  8. Hicimos una lista de todas aquellas personas a quienes habíamos ofendido y estuvimos dispuestos a reparar el daño que les causamos.
  9. Reparamos directamente a cuantos nos fue posible el daño causado, excepto cuando el hacerlo implicaba perjuicio para ellos o para otros.
  10. Continuamos haciendo nuestro inventario personal y cuando nos equivocábamos lo admitíamos inmediatamente.
  11. Buscamos a través de la oración y de la meditación mejorar nuestro contacto consciente con Dios, tal como nosotros lo concebimos, pidiéndole solamente nos dejase conocer su voluntad para con nosotros y nos diese la fortaleza para cumplirla.
  12. Habiendo obtenido un despertar espiritual como resultado de estos pasos, tratamos de llevar el mensaje a otros codependientes y de practicar estos principios en todos nuestros asuntos.

Las Doce Tradiciones de Codependientes Anónimos*© (Se sugiere leer la que coincida con el mes en curso)

  1. Nuestro bienestar común debe tener la preferencia; la recuperación personal depende de la unidad de CoDA.
  2. Para el propósito de nuestro grupo sólo existe una autoridad fundamental: un Poder Superior amoroso que se expresa en la conciencia de nuestro grupo. Nuestros líderes son solo servidores de confianza; no gobiernan.
  3. El único requisito para ser miembro de CoDA es desear relaciones sanas y amorosas.
  4. Cada grupo debe mantenerse autónomo, excepto en asuntos que afectan a otros grupos o a CoDA como un todo.
  5. Cada grupo tiene un solo objetivo primordial: llevar el mensaje a otros codependientes que aún sufren.
  6. Un grupo de CoDA nunca debe respaldar, financiar o prestar el nombre de CoDA a ninguna entidad allegada o empresa ajena, para evitar que los problemas de dinero, propiedad y prestigio nos desvíen de nuestro objetivo espiritual primordial.
  7. Todo grupo de CoDA debe mantenerse completamente a sí mismo, negándose a recibir contribuciones de afuera.
  8. Codependientes Anónimos siempre debe mantener su carácter no profesional, pero nuestros centros de servicio pueden emplear trabajadores especiales.
  9. CoDA, como tal, nunca debe ser organizada, pero podemos crear juntas o comités de servicio que sean directamente responsables ante aquellos a quienes sirven.
  10. CoDA no tiene opinión acerca de asuntos ajenos; por consiguiente, su nombre nunca debe mezclarse en controversias públicas.
  11. Nuestra política de relaciones públicas se basa en atracción más que en promoción; nosotros necesitamos mantener siempre el anonimato personal ante la prensa, radio y cine.
  12. El anonimato es la base espiritual de todas nuestras tradiciones, recordándonos siempre anteponer los principios a las personalidades.

LECTURAS

Se sugiere hacer una lectura del siguiente texto:

El Lenguaje del Adiós – Melody Beatie

 

COMPARTIRES

En el proceso de rehabilitación, es importante que cada uno de nosotros hable a medida que se sienta listo para hacerlo. A muchos de nosotros nos resulta difícil hablar en frente de otras personas, sobre todo cuando no las conocemos. Sugerimos que se vayan animando de a poco y lo hagan con cuidado. Todos los miembros de CoDA son cuidadosos de no ridiculizar ni avergonzar a nadie, porque nada de lo que compartimos es tonto o carece de importancia. La mejor manera de compartir nuestras experiencias es en primera persona (yo). No se permite hacer comentarios sobre lo que comparten otras personas ni interferir en lo que dicen.

Se sugiere un tiempo de ____ minutos por compartir. (Definido por el coordinador, teniendo en cuenta la cantidad de participantes en la reunión).

¿Quién nos ayuda con la medición del tiempo?

Gracias ______

Agradecemos terminar los compartires al escuchar la señal.

Se irá dando la palabra en el orden en el que la vayan solicitando. Por favor al pedirla, decir su nombre y ciudad de residencia.

 

SI SOBRA TIEMPO…

Una vez terminadas todas las intervenciones, y como tenemos ________ minutos, quien desee añadir alguna cosa a lo ya dicho, ésta es su oportunidad. (recordando que no damos consejo a otros ni comentamos lo que comparten).

¿Alguien desea intervenir?

Una vez terminadas las intervenciones, recordemos que nuestra 7ª tradición dice que nos mantenemos con nuestras contribuciones. 

El formato de esta reunión por Skype no permite practicar esta tradición dejando dinero en la cesta; sugerimos que hagas tu aportación en un grupo presencial o mediante el servicio al adicto a la zona de confort que aún sufre, ya sea dentro del grupo, o fuera de él.

TRADICIÓN No. 12

“Para terminar, les recuerdo que CoDA es un programa anónimo. Les pedimos que respeten el anonimato y la confidencialidad de las personas que participan en este grupo y que todo lo que se ha dicho y visto en esta reunión, quede entre estas paredes.”

CIERRE CON LA ORACIÓN DE LA SERENIDAD

Muchas gracias todas las personas que han participado, a ______ por cronometrar las intervenciones y a ____ por las lecturas. Y muchas gracias por permitirme prestar este servicio.

“Dios, concédeme la serenidad para aceptar las cosas que no puedo cambiar, valor para cambiar aquellas que sí puedo, y sabiduría para reconocer la diferencia. Que así sea.”

¡FELICES 24 HORAS!